martes, 24 de julio de 2012

La prehistoria de Facebook

La fuerza de los memes es inmensa por cuanto es inconsciente. Que los libros de caras sean inventos de universitarios blancos de la costa Este de EEUU no es casualidad. Se limitaron a pasar a soporte digital lo que ya existía en analógico.
Las habitaciones de las residencias estadounidenses suelen tener un tablero donde se identifica al morador y donde las visitas dejan comentarios, avisos, chistes, cuelgan fotos... El dichoso «muro» del Facebook es claramente un trasunto de esto. Muchas, casi todas, las características de los libros de caras se explican por este origen. Nada he oído comentar al respecto en las toneladas de información zombi sobre el tema (ni tan siquiera en la película), seguramente por obvio, pero, por si acaso, dejo constancia de que la teconología es consecuencia de las ideas.